Belleza

Foreo LUNA Mini 2 : ¿merece la pena este lujo en tu limpieza facial?

Lo confieso. Cuando abrí el paquete que contenía mi dispositivo limpiador Foreo LUNA Mini 2 tenía una sonrisa de boba que no sabría describiros. Desde el “boom” de la primera Foreo LUNA, su hermana mayor, deseaba tener uno. ¡Y ya tengo el mío en mis manos! 🙂

Por fin tengo la Foreo LUNA Mini 2 en mis manos :)

Mi modelo es mucho más económico que el original; así que tenía varias preguntas. ¿Vale la pena? ¿Qué encontraré cuando abra el paquete? ¿Cómo usarlo? ¿Este modelo es para mí o es mejor elegir un Foreo LUNA diferente?…

Si tenéis estas preguntas o si estáis pensando si pedírselo a los Reyes o a Papá Noel… aquí tenéis todo lo que queríais saber. Ah, y al final del todo hay una pregunta que agradecería mucho que me contestarais en los comentarios…

¿En qué consiste el Foreo LUNA Mini 2?

Casi todas las que nos movemos habitualmente online en temas cosméticos sabemos qué son los dispositivos Foreo… pero permitidme que comience desde el principio por si me lee alguien que no.

Lo primero. ¿Qué es este “cacharrito”? Pues es un dispositivo de uso diario como parte de tu higiene facial. Vibra, de manera que al pasártelo por la cara húmeda, sus filamentos separan las impurezas de la piel, dejándola mucho más limpia en menos tiempo.

Y además es suave con la piel, gracias a la forma redondeada y la flexibilidad de sus filamentos.

Yo usando mi Foreo LUNA Mini 2

¿Qué trae el paquete?

  • El dispositivo.
  • Un cable para conectarlo por USB al ordenador, para cargarlo. No sirve para acceder a él desde el ordenador.
  • La caja.
  • Unas instrucciones súper resumidas, pero que desde mi punto de vista están muy bien. Aunque es fácil encontrar más información en la página oficial de Foreo.

¿Cómo se usa el Foreo LUNA Mini 2?

Lo primero, debes cargar el dispositivo. Basta con ponerle el cable y conectar al ordenador hasta que el LED deje de parpadear. Cuidado, nunca lo dejes más de 24 horas cargando.

Cargar el Foreo LUNA Mini 2 es tan fácil como enchufarlo al ordenador

Y mientras se carga, te voy a contar lo que necesitas saber para usarlo.

Las zonas de cada cara… del dispositivo

Si miráis con detalle la parte delantera del Foreo Mini 2, veréis que tiene varias zonas. Por un lado, el control de encendido (el círculo hundido del centro), y  los de subir y bajar la velocidad (el más y el menos). Abajo de todo, una parte transparente que parpadea al cargarse, y que se enciende fijo al usarlo cuando has pasado el tiempo recomendado. Y arriba hay unos filamentos de silicona que varían de tamaño: abajo los más delgados y suaves, arriba una zona de cerdas gruesas para mayor intensidad y precisión de limpieza.

La cara "trasera"

En la cara trasera, por otro lado, los filamentos son más gruesos, y se encuentra el hueco del cable de carga.

La cara "trasera"

La rutina a seguir con el Foreo LUNA Mini 2

Es bastante sencilla y rápida.  :

  1. Humedece tu cara y el aparato. Puedes hacerlo tal cual bajo el chorro de agua del grifo. Tranquila, no se estropeará.
  2. Ponte en la cara el limpiador que vayas a usar. Ojo, que no tenga arcilla, alcohol o petrolato: podrían estropear la silicona. Es interesante el producto que elijáis sea lubricante (no penséis mal, me refiero a que permita que el aparato se deslice mejor por la cara XD).
  3. Y empieza a pasar por la cara el aparato. El tiempo recomendado es de un minuto en total. Como verás, debes evitar los ojos y su contorno, pero puedes limpiar todas las demás áreas de la cara (el aparato vibra para avisarte de cuándo debes pasar a la siguiente zona):
    1. Sien, mejillas y barbilla de uno de los lados del rostro
    2. Igual pero en el otro lado
    3. Frente
    4. Entrecejo y nariz
  4. ¡Y listo! Sólo te queda limpiar la cara y el aparato con agua y jabón. Si quieres, el aparato te deja seguir dos minutos más (el LED de la base se queda fijo encendido para que te des cuenta) y al tercer minuto se apaga automáticamente.

Así de limpia me queda la piel... ;)

TRUCO: Yo te aconsejaría que te limpies los ojos del maquillaje con otro sistema,  luego uses tu Foreo LUNA Mini 2 y finalmente te pongas los productos cosméticos de tu rutina diaria (hidratantes, nutritivas y demás). Los dermatólogos asiáticos recomiendan últimamente hacerlo así, porque justo tras secar tu piel aumenta la capacidad de la piel de asimilar principios activos de las cremas.

¿Qué más características tiene el Foreo LUNA Mini 2?

Un fragmento de los folletos que acompañan al dispositivo

  • Es de silicona, por lo que no hay que recambiar cepillos ni necesita recambios. Es el gran argumento comercial que se utilizó para “luchar” en sus primeros tiempos con los cepillos Clarisonic y sus derivados. Pero no deja de ser verdad: la silicona es tremendamente duradera, así que a poco que lo cuides tienes Foreo LUNA Mini 2 para rato. Por otro lado la silicona es un material muy higiénico, que no acoge a los microorganismos (la palabra técnica es que es “inerte”, ya os lo conté cuando hablamos de las siliconas en esta entrada), duradero y muy fácil de mantener.
  • Puedes mojarlo en el grifo o en la ducha sin miedo. Es estanco, y no entrará agua en él.
  • La batería da para rato. Yo lo cargué al principio, y en tres o cuatro meses va igual que al principio. Según la marca, la batería aguanta 5 meses de uso diario por una hora de carga.
  • El aparato recuerda qué velocidad usaste la última vez. Si eres persona de costumbres te vendrá genial, si no, es muy fácil de cambiar.
  • Tiene un temporizador que hace que vibre cada vez que tienes que cambiar de zona de la cara, y  tres veces cuando pasa el minuto aconsejado de uso, aunque sigue funcionando dos minutos más. Y se para. Es muy difícil pasarse de tiempo de uso.
  • De todas maneras, la lucecita de la base se enciende cuando te pasas de tiempo, y te indica cuándo está cargado. Te sonará a chorrada, pero a mí me parece útil.

¿Qué diferencias tiene respecto a otros dispositivos limpiadores Foreo del modelo LUNA?

Los distintos dispositivos limpiadores que Foreo tiene en el mercado

Los dispositivos Foreo Luna “a secas” fueron el primer lanzamiento de la marca. Eran más largos, más grandes, y incluían una función antiedad que el Mini no tiene. La diferencia de tamaño no es grande, pero la de precio sí… por lo que si no crees que sacarás partido a lo de la función antiedad, probablemente harás lo que yo decidí: pillarte el Mini. Lo que sí me intriga es que en el modelo grande es de un color diferente para cada tipo de piel. Los Foreo Luna Mini 2, sin embargo, son para todo tipo de piel independientemente de su color.

Con respecto a la primera versión del dispositivo (sí, había una versión sin el “2”), la superficie de sus cerdas o filamentos es mayor, y a la vez son más largos. La primera versión no tenía más que una velocidad, mientras que el 2 tiene 8. La zona superior, la de “precisión”, es ligeramente más pequeña. Y es verdad que ha salido en colores diferentes, pero por lo demás, creo que no tiene otras diferencias apreciables.

En los últimos tiempos, además, a salido la versión mini-mini de la familia… vamos, la versión tamaño “macaron“: el Foreo Luna Go. Recupera lo de los distintos tipos de piel, y el tratamiento antiedad. Pero no tiene diferentes velocidades. Y por supuesto, el tamaño es el más pequeño de los tres.

La gran diferencia entre los tres dispositivos es el precio. El Foreo Luna se vendía la última vez que miré, en la página oficial, por 199 €, el Foreo Luna Mini 2 por 139 € y el Luna Go por 88,11€ en este momento.



Mi opinión

¿Los Foreo LUNA son seguros?

Lo primero que os tengo que aconsejar: no lo acerquéis a los ojos. Su contorno tiene la piel más fina y frágil del rostro, por lo que es sencillo que se produzcan roturas de pequeños vasos sanguíneos que luego no tienen remedio. Y lo digo en serio, a mí me pasó los primeros días. De hecho he tardado varios meses en escribiros esta reseña porque quería ver si se me iba, pero nada. Es chiquitina y no me preocupa demasiado… pero ahí está. Con una tengo.

Aparte de elegir un producto limpiador que no tenga arcilla, alcohol o petrolato, os aconsejaría que el que usarais fuera lo más lubricante posible. Las propias instrucciones sugieren indirectamente cierto riesgo en su uso al insistir en que no la uses más de tres minutos cada vez. También se han registrado casos en las redes de personas que, tras unos pocos meses de gran mejoría en su piel, han tenido problemas de acné o algo parecido. Pero parece que son minoría.

Ante la duda, siempre puedes usar la cara de pelitos más finos y los programas más suaves, te van a funcionar muy bien para limpiar la piel 🙂 y no corres riesgos innecesarios.

Así viene empaquetada comercialmente

¿Ahorran trabajo?

Sí y no.

Por un lado el Foreo LUNA Mini 2 limpia con rapidez incluso el maquillaje diario. Los primeros días te parece que limpia muchísimo y que la exfolia porque la ves mucho más luminosa, luego la piel se acostumbra y pasa a limpiar muy bien “a secas”. Que no es poco :).

Por otro, no debes usarlos para el contorno de los ojos (jamás, nunca; ya te lo expliqué justo arriba). Así que esa parte tendrás que limpiarla aparte, así que no ahorras tanto tiempo.

Finalmente, aunque limpia el maquillaje y la suciedad normales incluso cuando el limpiador es malo, no quita por sí mismo el maquillaje resistente al agua ni el de larga duración. Para estos dos casos, necesitarás un buen producto limpiador. Así que ten en cuenta que todo depende un poco de con qué producto lo combines.

El dispositivo se carga conectándolo a cualquier ordenador por USB

¿Y dan buenos resultados?

Los anuncios prometen una piel más luminosa y más limpia. Es la consecuencia lógica de limpiarse mejor la piel y una quizás ligerísima exfoliación que pueden provocar las vibraciones, así que tengo que decir que en este sentido, sí cumplen su promesa.

No necesitas recambiar nada y la batería dura muchísimo (hace meses que tengo mi FOREO Mini 2 en casa y no da señales de agotamiento tras cargarla la primera vez), así que por ahí también cumple. De este modo, resulta más rentable que los sistemas de cepillos eléctricos que hay que cambiar cada cierto tiempo. Y más si llevan pilas.

Como os comentaba más arriba, leo últimamente desde Corea, además, una corriente avalada por dermatólogos que afirma que la piel, tras humedecerse, es más permeable. Es decir, que los principios activos de tus cremas penetran mejor en tu piel si te la aplicas justo después de mojarla y secarla. Así que si te pones las cremas justo después de usar tu Foreo LUNA Mini 2 con la rutina que te conté, cabe esperar que sean un poquito más eficaces 😉 .

Me quedo, eso sí, con ganas de usar uno de los dos modelos con la función antienvejecimiento; se está hablando de que con vibraciones se puede estimular la creación de colágeno y eso habría que probarlo 😉 .

¿Es fácil de usar? ¿Lleva tiempo?

Pues sí, desde luego, sin lugar a dudas su uso es muy sencillo. El tiempo que vas a tardar es similar al que ya usas para tu limpieza diaria, ya que te aconsejo limpiarte los ojos aparte. Pero me parece una rutina rápida, eficaz y agradable (a mí al menos me gusta la sensación de las vibraciones en la piel).

Cargando mi Foreo LUNA Mini 2

Y creo que ya os he contado bastante, ¿no? ¡Sin darme cuenta, este post tiene más de 2000 palabras!

Pregunta: ¿Preferís estos artículos largos o se os hace pesado? ¿Habéis usado algún dispositivo Foreo? ¿Qué tipo de producto limpiador recomendaríais vosotras para usar con él? ¡Yo aún ando probando alternativas!

Por favor, no dejéis de compartir y comentar 🙂

Esta entrada expresa mi opinión sincera, sin presiones por la marca, que de hecho me ha permitido tomarme con mucha calma lo de probar el producto desde que me lo enviaron. ¡Gracias por vuestra confianza, Foreo!

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

También te puede gustar...

12 Comentarios

  • Contestar
    Esther Rodríguez Garrachón
    20 diciembre, 2017 a las 12:24 pm

    Super interesante el post, no conocía más que por encima este aparatito. Me llama la atención pero me parece carete así que creo que por ahora voy a seguir sin él

    • Contestar
      María Monedero
      21 diciembre, 2017 a las 6:44 pm

      Lo veo, Esther… es la versión económica del original. Pero claro, aunque aquél sale más de 400 euros éste también es un pellizco…

  • Contestar
    M Angeles Guerra
    27 diciembre, 2017 a las 8:41 pm

    Otro aparatito interesante. Lo he visto hoy y es que cuesta tanto….
    Besitos

    • Contestar
      María Monedero
      27 diciembre, 2017 a las 9:17 pm

      Pues imagínate la versión grande… más arriba comparo los precios de los tres modelos y lo que está claro es que es un lujo…

      Un abrazo enorme, Ángeles 🙂 Me alegra mucho volver a tenerte por aquí

  • Contestar
    Diana
    9 enero, 2018 a las 10:39 am

    Tengo que rescatar el mío… es el primero que lanzaron y me ha gustado mucho ver la diferencia de modelos que hay ya disponibles.
    ¡Un besote!

    • Contestar
      María Monedero
      12 enero, 2018 a las 4:37 pm

      Sí ☺ Aunque ahora ya tienen también cepillos de dientes, masajeadores antiojeras y hasta están desarrollando un “kickstarter” para un modelo que aplica calor, frío y vibraciones junto con mascarillas de papel, ¿lo has visto?

      Un abrazo enoorme y gracias como siempre por pasarte ☺

  • Contestar
    Camila
    11 enero, 2018 a las 3:35 am

    Buscando e investigando si vale la pena o no comprar este aparato, encontré tu blog; aún no me decido es por el precio que la verdad me parece un poco excesivo para un aparatito así pero bueno seguiré pensandomelo y gracias por tu reseña super completa e informativa.

    • Contestar
      María Monedero
      12 enero, 2018 a las 4:39 pm

      Me parece muy razonable, hasta que el mío llegó a mis manos yo estaba exactamente igual que tú… pero si por lo menos sientes que ya tienes un poco más de información, me doy por más que satisfecha.

      ¡Gracias por pasarte y comentar, Camila!

  • Contestar
    Susana
    14 enero, 2018 a las 2:44 pm

    Hola ,estoy en duda de cuál comprarme el Foreo Luna mini o el Foreo Luna mini 2,tu ves mucha diferencia?gracias

    • Contestar
      María Monedero
      14 enero, 2018 a las 3:09 pm

      Las diferencias son mínimas, en mi opinión… yo me fijaría más en la diferencia de precio que en esas diferencias, la verdad.

  • Contestar
    Sam
    23 febrero, 2018 a las 8:35 pm

    Y este aparato se debe usar diario?

    • Contestar
      María Monedero
      9 marzo, 2018 a las 10:05 pm

      Pues eso aconseja la marca, pero reconozco que a mí con usarlo días alternos me es más que suficiente y no noto grandes mejoras, más bien más sensibilidad en la piel…

    ¡Deja tu comentario! Estoy deseando saber qué piensas.