Evento Ideas Moda

Vinotinte: uva, moda sostenible y los hermosos tintes de Nathalie Leturcq

Seda teñida con hojas de vid por Natalie Leturcq. Usos alternativos de la uva¿Os gusta el vino? ¿Y su color? ¿Y el de la uva? ¿Y los paisajes de los viñedos, rojizos en otoño, o los de la primavera cuando salen las hojas nuevas?

A mí sí. Yo me he arrepentido más de una vez de no cargar con la cámara ante un viñedo, y alguna vez he esperado cinco minutos antes de beber de mi copa encandilada por el color del líquido que había dentro. Sí, soy así, por favor decidme que no soy la única. (O miradme con buenos ojos y no me lo tengáis en cuenta 😉 ). Contaros eso es lo único que se me ocurre para que entendáis por qué  quedé enganchada a las piezas expuestas en esta exposición. La artesana de tintes naturales Nathalie Leturcq de Jóias Janaina, colaborando con el enólogo Felipe Monje, ha conseguido llevar todos esos colores a los tejidos. Y además, con técnicas completamente sostenibles y de mínimo impacto ambiental.

Parte de los resultados de su exposición están expuestos estos días en la exposición Vinotinte, en las Bodegas Monje de Tenerife (el cartel está al final de esta entrada), pero sé que muchos me leéis desde un poco lejos. Así que me gustaría mostraros un poquito de lo que vi y de lo que pude aprender de una tarde con Nathalie. ¡Allá vamos!

Mirad esta foto. ¿Sabéis lo que estáis viendo?

Estos tintes se pueden llevar a tu armario. Usos alternativos de la uvaPues os tengo que decir que el morado del cuello del primer maniquí es el del vino, el amarillo de las camisas el de las hojas de primavera, y probablemente la camisa central está hecho con la madre de la uva, es decir, con lo que queda de las uvas cuando se les quita el mosto que se convertirá en vino. Hasta aquí creo que todos veréis por qué puede ser interesante el color de las vides, ¿verdad?

Pero la mayor dificultad de la mayoría de los tintes no reside tanto en el color (aunque a veces sí 😉 ), sino en cómo hacer que se fije en la tela. Es decir, cómo hacer que no se pierda su tonalidad cuando la metamos en la lavadora, ¿me seguís? Para conseguir eso es necesario utilizar mordientes, que sirven como fijadores del color. Pues bien, algunos forman parte de la composición del vino. Por un lado están los taninos procedentes de las barricas, las semillas y las pielecillas de la uva. Y por otro, las sales de bitartrato de potasio, que quizás hayáis visto en los posos de las botellas, ya que son cristales que se forman durante la fermentación del mosto. Por eso las manchas de vino son tan difíciles de quitar… Si ya se usaban estos dos químicos del vino, y ambas sustancias son naturales… así que de ahí vino la idea de Nathalie, ¿por qué no investigar el tinte con los productos del viñedo?

Telas teñidas con hojas de vid de distintos momentos del año. Usos alternativos de la uvaEl resultado es toda una gama de colores desde el amarillo al violeta, pasando por el rojo de las hojas del comienzo del otoño, y que puede pasar por el gris o el rosa más brillante. Que proviene tanto de las hojas, como de las madres de la uva o del vino… y que cada vez resulta en un color distinto. Un buen ejemplo es la foto de arriba. Las hojas más nuevas tienen más clorofila en las hojas y como resultado generan color amarillo; a medida que envejecen, pierden esa clorofila y otros tintes más rojizos salen a la luz, pasando de dar colores rosa a los morados-granate. Así, el primer pañuelo  está hecho con hojas de mayo-junio, el segundo con las de julio-agosto y el tercero con las de septiembre, si no recuerdo mal. ¡Y como resultado, sus colores no tienen nada que ver, aunque se haya usado en ellos la misma técnica!

Esto tiene más importancia, pienso, de la que puede parecer a simple vista. La mayoría de las prendas que se utilizan hoy en día están hechas con sustancias químicas, y a menudo requieren muchísimos litros de agua para su elaboración, que quedan contaminadas en el proceso. Sin embargo, las materias primas que utilizan en Jóias Janaina son completamente naturales e inocuas, tanto para el que las lleva como para el medio ambiente. Sin duda, moda sostenible… un concepto que la marca de Nathalie, Jóias Janaina, defiende). Ideas para aplicar estas técnicas hay muchas, y algunas de ellas están presentes en la exposición…

Algunas de las piezas expuestas. Usos alternativos de la uvaLa exposición se basa fundamentalmente en dos técnicas:

1. El eco print

Sin duda, es mi técnica favorita de la exposición. Consiste en transferir los colores a la tela directamente desde la hoja, de manera que se consigue llevar a ella la silueta de las hojas, su nervadura y el color correspondiente a la época del año. También resulta curioso un detalle: las hojas más jóvenes pueden ser transferidas con un grado enorme de detalle, mientras que las más viejas dejan manchas menos definidas… Los pañuelos que acabáis de arriba están hechos precisamente de esta manera. Y por supuesto, se puede modificar el color con otras técnicas:

Un estuche hecho con tela teñida con hojas de viña. Usos alternativos de la uva

2. El shibori.

Es una técnica de teñido que a base de doblar, coser y anudar costuras hace que el tinte no llegue de manera uniforme a toda la tela, sino que forme diferentes dibujos. ¿Conocéis el tie-die? Si sois asiduas al DIY, ¡por supuesto! Pues es sólo una pequeña parte de lo que se puede hacer con shibori… alucinaríais con lo que he podido ver hacer a los japoneses de este modo. Pues se puede combinar también con el tinte de la uva.

En esta exposición, el uso de shibori y viñedos alcanza varias formas. Se tiñe, como ya hemos visto, se anudan las hojas en torno a sus ramas… consiguiendo así diversos efectos finales.

Por ejemplo, esta hermosa pieza de 6 metros de altura en seda, que decoraba los tres pisos de la rampa de acceso a la sala. Nos cuenta Nathalie que fue todo un reto, ya que combina diferentes tratamientos a lo largo de toda su longitud.

Tapiz trasllúcido de varios pisos de largo. La uva en los tintesLa exposición cuenta con la colaboración de diversos artesanos afincados en Tenerife: el encuadernador contemporáneo Francisco Hilario Pacheco, los tejidos de María Teresa Pérez de Trama Textil, Claudia Kurzweil con sus joyas de autor y el trabajo en fieltro de Ruth González… No dejéis de verla, tenéis hasta el final de diciembre (recientemente se ha ampliado la fecha). Os dejo con el cartel para todos los que queráis echar un vistazo, sinceramente os lo recomiendo. Y sí, ya sé que la letra es minúscula jajaja si necesitáis verlo en grande, haced “click” en él 😉

Cartel de la exposición¡Un abrazo enorme y no dejéis de compartir y comentar! 🙂

Fotografía: María Monedero (¡yo! 😉 ). Todas las opiniones aquí expresadas son independientes y mías, y esta entrada no ha sido patrocinada de ningún modo.

También te puede gustar...

7 Comentarios

  • Contestar
    Diana entrebrochasypaletas
    3 diciembre, 2015 a las 11:38 am

    Nunca dejas de sorprender : )

    • Contestar
      María Monedero
      3 diciembre, 2015 a las 12:15 pm

      Jajaja no sé cómo tomarme eso jejeje La verdad es que me gusta compartir las cosas que aprendo, y soy tan inquieta que son muy variadas… las que desde mi punto de vista tienen que ver con moda, belleza o sus vertientes sostenibles las comparto por aquí… espero que a los que pasáis por aquí también estéis interesados 😉

  • Contestar
    EntramadoSur
    3 diciembre, 2015 a las 3:32 pm

    maravilloso!! leer esta nota ha sido encantador!! gRaCiaS por compartirlo para quienes estamos a kilómetros de distancia pero tan cercanos en el hacer!!
    Me alegra profundamente saber que en otros lugares de nuestro mundo alguien disfruta tanto como yo la magia que nos regala la naturaleza en sus tintes naturales.
    Saludos a todos por allí!! desde este rinconcito de nuestra patagonia latinoamericana
    Vivi B,

    • Contestar
      María Monedero
      3 diciembre, 2015 a las 3:55 pm

      ¿Desde la Patagonia? ¿Desde tan lejos, de veras?

      Eso sí que es maravilloso… ¡Gracias! 🙂

    • Contestar
      María Monedero
      3 diciembre, 2015 a las 4:01 pm

      Lo que es maravilloso es saber que nos lees desde la Patagonia, ni más ni menos 🙂 ¡Gracias!

      Estaba viendo lo que sale de tus telares en tu web… ¡y también me parece precioso! 🙂

  • Contestar
    Raquel Jimenez
    4 diciembre, 2015 a las 1:32 pm

    Que bonito, con ese aspecto tan natural y que además del aspecto saber que es natural y no contaminante…
    Besos

    • Contestar
      María Monedero
      4 diciembre, 2015 a las 1:36 pm

      Cómo me alegra que te guste 🙂 Casi, casi, como si fuera yo la autora en vez de Nathalie 🙂

    ¡Deja tu comentario! Estoy deseando saber qué piensas.